Huerto de Las Flores en Agaete Gran Canaria

KAIKI. Cuentos de Terror y Locura // Literatura Japonesa




La literatura de terror japonesa es sin duda una de las mejores del mundo, en esta reseña encontrara excelentes relatos de terror y de locura escritos por grandes escritores nipones, de los cuales algunos tuvieron un destino trágico, otros por el contrario obtuvieron la consagración de su carrera literaria.

Esta excelente obra narrativa contiene cuentos como La lengua del diablo“, escribo por Kaita Murayama, es el cuento que abre el libro y es sin duda es uno de los mejores de esta recopilación. Narra la posesión demoniaca del hijo de una geisha que empieza a sentir inclinación o deseos de comer carne humana hasta que profana la tumba de una mujer recién enterrada y le mutila partes de su cuerpo -mejilla y seno- y luego se las come en su casa asándolas a la plancha. Luego desea comer carne más fresca y secuestra y asesina a un muchacho de 15 años quien resulta su hermano menor al que no veía desde niño, pero lo reconoce por una deformación de nacimiento. 

Otro excelente relato es “El demonio del cabello blanco” de Kidô Okamoto nos introduce en la historia de un brillante estudiante que quiere ser abogado pero que no consigue aprobar su examen después de varios intentos por culpa de una presencia inquietante. 

Kaiiki, un relato de espíritus marinos” de Kyôka Izumu nos traslada hasta un terror ambientado en el mundo marino, donde la mujer y la hija de un pescador esperan su vuelta mientras deambulan por el relato monstruos, fuegos infernales y hasta un monje de malas intenciones. El clásico relato del mar en el que resaltan los temores de los marinos y sus familias.

La cara dentro de la hornilla” de Kôtaro Tanaka nos traslada al mundo rural con una historia donde un jugador de go, juego muy popular en Asía que se disputa con el ajedrez el honor de ser el juego más importante para el desarrollo de la inteligencia. conoce a un extraño bonzo (persona que se rocía un liquido inflamable y se prende fuego) solitario que no está acostumbrado a recibir visitas en su morada. 

Una noche de primavera” de Ryûnusuke Akutagawa es uno relato corto, que no es precisamente de terror fuerte, es más bien de amor, es la historia que cuenta una enfermera sobre una relación aparentemente platónica entre ella y el hijo pequeño de la familia a la que servía. 

La serpiente” de Ôgai Mori, una historia de venganza y locura en el seno de una familia donde las relaciones se enturbian de tal modo que sacan a relucir algo ya conocido, que el ser humano siempre esconde algo detrás de sus acciones.

 “Jimensô: el bubón con rostro humano” de  Jun’ichirô Tanizaki es un excelente trabajo que nos traslada a la vida de una actriz que no recuerda haber grabado una película. A través del argumento de la película, iremos descubriendo qué es realidad y qué ficción, como el propio mundo del séptimo arte. 

En “La momia” de Atsushi Nakajima un capitán descubre que es capaz de leer jeroglíficos y que de algún modo está vinculado a una momia de hace miles de años.

El demonio está en el espejo” de  Rampô Edogawa es una delirante obra de locura por el juego que dan los espejos -la óptica, la luz, el reflejo…- y como esto puede llevar a una persona a una obsesión muy poco saludable para su mente.

 La sombra de la muerte” de Jûran Hisao nos traslada a la historia de un profesor de arte y su joven y atractiva alumna, que pese a tener unas prácticas un tanto cuestionables, consiguen atrapar al maestro en una espiral masoquista. 

 “Una historia de apariciones” de Rohan Kôda juega a moverse entre el mar y la montaña para narrar sus tramas -si, son dos en el mismo relato-.

 El último cuento de la recopilación es “El muchacho de los naufragios“, de Kyûsaku Yumeno que como su título indica no da lugar a la imaginación más allá de conocer la historia de un chico que se prostituye y que causa la debacle en los navíos donde embarca. nos trasladan a una época donde podremos conocer muchos detalles -inquietudes sociales, temas tabú, …- y a la psique de unos autores, que no dejarán indiferente a nadie.

A continuación les dejo una reseña que hice para mi canal de YouTube, El Velero De Papel, en la que detallo la vida de los autores, su vida, obra y tragedias.


Información de la contraportada del libro

Hasta la introducción de los ideogramas chinos en el siglo VI, el japonés era una lengua oral que no tenía escritura. Se trata, seguramente, del país con la más amplia y antigua tradición oral. El monogataru era el oficio de contar historias oralmente y de entre todas ellas, las favoritas de los japoneses, que han trascendido más allá de sus fronteras, son las crónicas sobrenaturales y de miedo. En esta recopilación, el lector disfrutará de una selección de escalofriantes relatos, historias que nos arrastrarán a un país plagado de mitos, leyendas ancestrales y supersticiones. Un lugar remoto y exótico en el que sus habitantes conviven con la arraigada creencia de que hay muchos tipos de monstruos, imaginarios y reales, ocultos entre nosotros. Desde increíbles ermitaños que conservan las cabezas de sus víctimas hasta jóvenes marcados por el destino que anuncian un aciago final a los barcos en los que se suben, estos cuentos se moverán en la fina barrera que separa el mundo real del mitológico. Entre sus páginas, podremos ver la importancia vital del mar en la superstición de un país formado por más de tres mil islas o la oscuridad que ocultan los nuevos adelantos como las películas. Siempre sin olvidar la complejidad de la mentalidad japonesa, cuya fascinación puede llegar a convertirse en algo verdaderamente terrorífico. Prepárese para disfrutar de doce inquietantes relatos que le pondrán los pelos de punta. Una lectura imprescindible para todos los aficionados a la novela gótica y de terror.

Comentarios